Ir al contenido principal

UN CORTINO COLMENERO EN LA MONTAÑA

A muchos de nosotros, cuando hemos caminado por el Portanchito, nos ha llamado la atención una construcción circular en una ladera al otro lado del arroyo Valhondo. Pues no es otra cosa que otro de los elementos más curiosos de la arquitectura vernácula extremeña: un cortino (o cortín) fortificado, también conocido como colmenero fortificado o amurallado.  Su función es la de albergar colmenas para protegerlas del frío, el viento o de animales que podrían atacarlas. 








Mucho más habituales en el noroeste de España para salvaguardar las colmenas del ataque de los osos, en Extremadura encontramos algunos conservados en el norte de la región y  pocos más en la propia ciudad de Cáceres, o pueblos como Brozas, aunque lo esencial del diseño es común en todos estos lugares. Muro circular con una pequeña puerta de acceso que no suele medir más de un metro de ancho y alto. En el interior, construido normalmente en cuesta, se disponen las colmenas en hileras, que se depositan en plataformas individuales que se construyen de forma escalonada para evitar el solapamiento espacial de las distintas colmenas. En este caso además aparece un pequeño cobertizo para guardar los aperos del apicultor.







A unos cientos de metros del Santuario de nuestra Patrona podemos contemplar este precioso cortino muy bien conservado y en funcionamiento. El lugar es espectacular con unos retazos de bosque mediterráneo interesantes, gran cantidad de fósiles y minerales curiosos y al lado de las minas de Valdeflores que ya os mostraré, así es que no puedo hacer otra cosa que recomendaros la visita de esta preciosa zona de la periferia de la ciudad.



Comentarios

  1. Bueno, en realidad no es Valdeflorez sino Val de Azores. Es el antiguo nombre del valle del arroyo del Valhondo cuya margen izquierda es la umbría de La Montaña.

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias por la información. En toda la bibliografía, en el servicio cartográfico... aparece como Mina de Valdeflores. Si puede me gustaría que me indicara alguna fuente para saber más del origen del nombrer. Muchas gracias y un saludo

    ResponderEliminar
  3. http://www.lacolmenacultural.com/celdas.php?id_celda=38916
    GRACIAS

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Entradas populares de este blog

LA CASA DEL MIEDO DE LAS MINAS DE VALDEFORES

Antes de ser ciclista y buscar de una forma casi incomprensible, las cuestas más empinadas de los alrededores de Cáceres, ya mi abuelo me había hablado de una truculenta historia ocurrida en las Minas de Valdeflores. Todo ocurrió en una casa al final de lo que se le conoce como la Cuesta de la Casa de Miedo, por la que las pedaladas son duras y satisfactorias a la vez. Tras toda la polémica con la posible reapertura de Valdeflores, he estado pateando la zona bastante, y visité hace unos días la misteriosa casa. Al recordar solo vagamente lo que mi abuelo me relató, decidí colgar una foto en al Facebook del blog y preguntar. El resultado ha sido sorprendente: varios de vosotros me habéis contado vuestras versiones de lo que en dicha casa ocurrió. Con todo eso, y lo poco que yo recuerdo, he creado un relato que aúna los puntos coincidentes de todas las versiones recibidas.


En las primeras décadas del siglo pasado se extraía mucho mineral de los túneles de la mina de San José de Valdeflor…

UN TOBOGÁN DE PIEDRA MÁS ALLÁ DE UNA ROTONDA

Según vas llegando a la rotonda que lleva a Aldea Moret, a la derecha, y a la carretera de Badajoz, a la izquierda, viniendo de la zona de la Cañada, si te fijas bien, a lo lejos, detrás de la "indescriptible" escultura de la rotonda, se ve una gran masa de piedra en la que destaca una zona más clara atravesada por lo que parece una línea rojiza. Pues aunque parezca mentira es un gran tobogán de granito, una Roca Resbaladera que ha sido durante mucho tiempo el divertimento de niños, y de algunos no tan niños. 
Muy cerca de las ruinas de la dehesa de La Corchuela, que os enseñé AL DETALLE no hace mucho, encontramos este divertimento pétreo que llama la atención, no sólo por su gran altura, sino por lo pulido de la piedra. Si descartamos algún uso agrícola o ganadero que desconocemos, muchos han debido de ser los traseros que han contribuido a pulimentar la roca. Justo debajo de la pendiente hay un gran hueco en el suelo formado por los pies al frenar la caída, dándonos a enten…

PINTURA RUPESTRE DEL SIGLO XXI EN CÁCERES