Ir al contenido principal

LA PIEDRA DEL SACRIFICIO EN EL MAYORALGUILLO DE VARGAS

Mis amigos ciclistas, los dos Juanjos y Víctor, me hablaron un día de una piedra donde se sacrificaba a la gente y que estaba inclinada con un canal para recoger la sangre del sacrificado. Nos fuimos un domingo a conocer esta piedra ritual y, como suponía, lo que encontré fue una impresionante prensa olearia, romana o tardorromana. Da lo mismo el uso que tuviera, merece la pena ir a verla y asomarse además a la casa de Mayoralguillo. Esta casa se encuentra antes de llegar a Las Seguras en la carretera de Badajoz, sus orígenes se remontan al XV, cuando se construyó una torre, que, con el paso del tiempo, se amplió con construcciones anexas. Fue señorío de los Vargas Figueroa, y pasó en 1699, como todos los bienes de Francisco de Vargas Figueroa, a la Compañía de Jesús. Desamortizada, pasó por diversas manos hasta llegar a los Jiménez Mogollón.












No es de extrañar que la gente le atribuya a la piedra esa sangrienta función, porque ya en el 1916, el propio Juan Sanguino y Michel, avalado por el profesor Mélida, hablaba de ella como un "lugar sagrado" con uso ceremonial de sacrificios humanos. 

En los pobres suelos arenosos de los alrededores de la ciudad de Cáceres, desarrollados a partir de la meteorización de los batolitos graníticos, en el llamado ager de la romana Colonia de Norba Caesarina, se encuentran diseminadas gran cantidad de villas rústicas tardorromanas, hispanovisigodas y mozárabes, en las que podemos encontrar plataformas de prensado de aceitunas, y junto a ellas, cilindros contrapesos, molas olearias, pilas para recoger el aceite.



Aquí podemos ver cómo podría funcionar esta prensa formada por un círculo trabajado en la roca, donde se aprecia un resalte circular en relieve, de unos 50 cm. de diámetro y ligeramente excéntrico, además un canal de desagüe por donde vertía el aceite extraído del prensado de las aceitunas, previamente molidas y extendidas sobre una serie de capachos redondos de esparto, que caía hasta una pileta de decantación. Os dejo unas fotos de este curioso lugar. 









FUENTES BIBLIOGRÁFICAS:
http://www.elperiodicoextremadura.com/noticias/caceres/campos-senoriales_284970.html
http://jugimo.blogspot.com.es/2008/09/la-oleicultura-romana-en-el-campo.html

Comentarios

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Entradas populares de este blog

LA CASA DEL MIEDO DE LAS MINAS DE VALDEFORES

Antes de ser ciclista y buscar de una forma casi incomprensible, las cuestas más empinadas de los alrededores de Cáceres, ya mi abuelo me había hablado de una truculenta historia ocurrida en las Minas de Valdeflores. Todo ocurrió en una casa al final de lo que se le conoce como la Cuesta de la Casa de Miedo, por la que las pedaladas son duras y satisfactorias a la vez. Tras toda la polémica con la posible reapertura de Valdeflores, he estado pateando la zona bastante, y visité hace unos días la misteriosa casa. Al recordar solo vagamente lo que mi abuelo me relató, decidí colgar una foto en al Facebook del blog y preguntar. El resultado ha sido sorprendente: varios de vosotros me habéis contado vuestras versiones de lo que en dicha casa ocurrió. Con todo eso, y lo poco que yo recuerdo, he creado un relato que aúna los puntos coincidentes de todas las versiones recibidas.


En las primeras décadas del siglo pasado se extraía mucho mineral de los túneles de la mina de San José de Valdeflor…

UN TOBOGÁN DE PIEDRA MÁS ALLÁ DE UNA ROTONDA

Según vas llegando a la rotonda que lleva a Aldea Moret, a la derecha, y a la carretera de Badajoz, a la izquierda, viniendo de la zona de la Cañada, si te fijas bien, a lo lejos, detrás de la "indescriptible" escultura de la rotonda, se ve una gran masa de piedra en la que destaca una zona más clara atravesada por lo que parece una línea rojiza. Pues aunque parezca mentira es un gran tobogán de granito, una Roca Resbaladera que ha sido durante mucho tiempo el divertimento de niños, y de algunos no tan niños. 
Muy cerca de las ruinas de la dehesa de La Corchuela, que os enseñé AL DETALLE no hace mucho, encontramos este divertimento pétreo que llama la atención, no sólo por su gran altura, sino por lo pulido de la piedra. Si descartamos algún uso agrícola o ganadero que desconocemos, muchos han debido de ser los traseros que han contribuido a pulimentar la roca. Justo debajo de la pendiente hay un gran hueco en el suelo formado por los pies al frenar la caída, dándonos a enten…

PINTURA RUPESTRE DEL SIGLO XXI EN CÁCERES